Pedro J. Ramírez denuncia que el desmoronamiento de los modelos sostenibles han introducido la censura y la autocensura en las redacciones Pedro J. Ramírez denuncia que el desmoronamiento de los modelos sostenibles han introducido la censura y la autocensura en las redacciones
Socios, inversores, crowdfoundig, cuenta de resultados, juntas de accionistas… sobre el escenario conversaban dos periodistas de algo más que reconocido prestigio, Pedro J. Ramírez,... Pedro J. Ramírez denuncia que el desmoronamiento de los modelos sostenibles han introducido la censura y la autocensura en las redacciones

Socios, inversores, crowdfoundig, cuenta de resultados, juntas de accionistas… sobre el escenario conversaban dos periodistas de algo más que reconocido prestigio, Pedro J. Ramírez, metido de lleno en el lanzamiento del nuevo periódico digital El Español (al que todavía le quedan 6 meses al menos para ver la luz) y Nacho Escolar, director de diario.es, un medio nativo digital que en su segundo año ha arrojado un resultado de 300.000 euros de beneficio antes de impuestos. Sin embargo, como reconocía el propio Escolar, estaban allí para hablar de sus proyectos empresariales: «¿Qué nos ha traído hasta aquí, Pedro J.?», preguntaba.

Ambos han impulsado proyectos editoriales que en ambos casos son «nativos digitales» y hoy hablaban de periodismo en su más amplio sentido. Porque como decía Pedro J. Ramírez «son necesarios medios sostenibles» que garanticen la independencia y la libertad.

En este sentido, Pedro J. Ramírez, ha elegido el Congreso de Periodismo de Huesca para anunciar que El Español cuenta ya con 11 millones de capital (el mismo con el que nació El Mundo en 1986), 3.600.000 conseguidos a través de un proceso de crowdfounding en el que han participado 5.595 inversores. «Nacer con un gran apoyo social- como el que representan los inversores de El Español y los 10.800 socios de Diario.es- es un activo importante para apuntalar la libertad y la independencia» , ha defendido Pedro J. Ramírez, quien ha denunciado que «el desmoronamiento de los modelos sostenibles» está provocando que se introduzcan en las redacciones «elementos de censura e incluso autocensura». Por su parte, Nacho Escolar ha explicado que incorporó la figura de los socios en eldiario.es como «vía de escape en caso de veto publicitario».

Y es que han sido precisamente esos dos conceptos, la libertad y la independencia, y sobre todo la necesidad de defenderlos, el hilo conductor de una conversación que alternaba las cifras con los alegatos al periodismo de calidad. Nacho Escolar, decidió montar su propio medio de comunicación convencido de que «era lo que más libertad me va a dar» pese a que tenía algunas ofertas de trabajo, mientras que Pedro J. Ramírez ironizaba: «yo no  conocía a nadie que me quisiese contratar y he puesto toda mi indemnización en El Español para poder pagarme un sueldo».

Pedro J. Ramírez, que cree que la única utilidad del papel es «que los anunciantes sigan pagando mucho más por mucho menos», ha asegurado que va a hacer «la mayor contratación de periodistas jóvenes del país» que formarán parte de una redacción en la que tendrán cabida periodistas «muy reputados». En este sentido, ha asegurado no poder construir esa plantilla con una escala salarial en la que el nivel más alto sea como máximo 3 veces superior al más bajo, como sucede en el Diario.es, según ha explicado su director.

Sobre sueldos y cuentas claras han hablado igualmente y ambos han apostado por mostrar una transparencia máxima de cara a sus socios e inversores y también a los lectores. Esa es una de las principales características del «nuevo periodismo» al que ambos han hecho referencia.

Un nuevo periodismo que tanto Escolar como Ramírez sitúan en el «lado digital» y que está llamado a «desplazar lectores del papel al digital», como ha explicado el Presidente de El Español, quien tiene claro que su competencia no es la prensa digital, que asegura que le «ha recibido con los brazos abiertos», sino los medios tradicionales.

La conversación entre ambos periodistas ha recibido uno de los aplausos más sonoros por parte del público que ha sido, sin duda, el más numeroso del Congreso.

 

Laura Laliena Izquierdo

No comments so far.

Be first to leave comment below.

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *